La OPEP recorta las proyecciones de demanda de petróleo para 2021

En su informe mensual del mercado, la OPEP recortó ligeramente su pronóstico de crecimiento de la demanda mundial de petróleo para este año, ya que la pandemia continúa frenando la recuperación económica. También redujo sus proyecciones para el suministro fuera de la OPEP.

129

En el último Informe Mensual del Mercado de Petróleo (Monthly Oil Market Report), la OPEP prevé que la demanda mundial de petróleo crecerá en 5,8 millones de bpd este año a 96,05 millones de bpd. Esto es alrededor de 140.000 bpd por debajo de su proyección en el informe del mes anterior.

Los precios del petróleo bajaron el jueves, poniendo fin a una racha récord de ganancias, después de que tanto la OPEP como la Agencia Internacional de Energía (IEA) dijeron que los cierres renovados y la aparición de nuevas variantes del coronavirus redujeron la perspectiva de una rápida recuperación de la demanda.

Temas resaltantes en el informe de febrero

Las extensiones y reintroducciones de bloqueos parciales en varios países han dado lugar a proyecciones de demanda más bajas para la primera mitad del año, concentradas en la región de los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Organisation for Economic Cooperation and Development – OECD).

La incertidumbre se ha visto alimentada por las expectativas de una recuperación más débil en los combustibles de transporte en enero-junio, nuevas variantes de Covid-19 y retrasos en el despliegue de la vacunación, dijo la OPEP.

«Si bien la economía mundial muestra signos de una recuperación saludable en 2021, la demanda de petróleo está actualmente rezagada, pero se prevé que se recupere en la segunda mitad de 2021», dijo el informe.

La OPEP espera que los programas de estímulo en EE. UU. y el fortalecimiento de las principales economías de Asia y el Pacífico impulsen la demanda en el período julio-diciembre.

Con respecto a la demanda de petróleo, se espera que el impacto negativo de las medidas de contención sobre los combustibles para el transporte se traslade, al 1T-2021, con un repunte más fuerte en el crecimiento de la demanda de petróleo, especialmente de combustibles industriales, previsto en el 2S21.

En la OECD, se prevé que la demanda de petróleo crezca en 2,5 millones bpd en 2021, liderada por la OECD de las Américas e impulsada por una recuperación parcial constante en los combustibles para el transporte y los requisitos saludables de materias primas petroquímicas.

La demanda de petróleo en la OECD Europa se prevé que crezca 0,6 millones de bpd, respaldado por la evolución económica. Se pronostica que la demanda de petróleo de la OCDE en Asia Pacífico aumentará en 0,2 millones bpd debido a las mejoras en el transporte y petroquímica.

En los países no pertenecientes a la OECD, el crecimiento de la demanda de petróleo en 2021 se pronostica en alrededor de 3,3 millones bpd, liderado por China.

También se proyecta una recuperación en otras regiones, particularmente en el resto de Asia, Oriente Medio y América Latina.

Los destilados ligeros y medios serán clave para impulsar el creciente sector petroquímico y apoyar las actividades industriales, así como la gasolina para el transporte.

La organización prevé un suministro de líquidos fuera de la OPEP en 63,3 millones de bpd este año, 670.000 bpd más que en 2020, sin embargo, esta cifra es 200.000 bpd menos que su estimación anterior de 2021.

Hizo un ajuste a la baja similar en el suministro de líquidos de EE. UU. para este año, y ahora prevé un aumento de 160.000 bpd desde 2020 a un promedio de 17,8 millones de bpd.

En consecuencia, la OPEP revisó al alza la demanda del crudo propio de sus miembros en 340.000 bpd desde sus proyecciones anteriores, a 27,5 millones de bpd este año.

La revisión en la demanda representa un aumento de alrededor de 5 millones de barriles diarios desde los niveles de 2020.

La producción de crudo de la OPEP promedió 25,5 millones de bpd en enero, un aumento de 181.000 bpd respecto de diciembre, según un promedio de fuentes secundarias, incluida Argus.

Citando datos preliminares, la OPEP dijo que las existencias de petróleo comercial de la OECD cayeron 39,3 millones de barriles en diciembre desde noviembre a 3.070 millones de barriles.

Esto representa un aumento de 179 millones de barriles con respecto al año anterior y 143 millones de barriles por encima del promedio de cinco años de 2015-19.

El mes pasado, el grupo OPEP + recomendó mantener el período 2015-19 como base para el último promedio de cinco años de los niveles de existencias comerciales de petróleo de la OECD, argumentando que 2020 como un «año excepcional» distorsionaría las cifras.