Competitividad para las regiones

Conversamos con Miguel Maal, gerente general de Quavii, quien enfatiza que el gas natural hará más competitiva a la industria en el norte del Perú.

368

Las distribuidoras de gas natural en nuestro país han hecho su trabajo. La consultora Quantum, con información disponible en las bases de datos extraídas de la herramienta web BenchSmart , indica que ellas han incrementado su cartera de clientes en un promedio anual de 50%, superando a otros países de la región. Sin embargo, este crecimiento aún requiere fortalecerse con medidas promovidas desde el Estado para la masificación, ya que las tasas de penetración del gas natural en las regiones aún son bajas.

La cobertura promedio del gas natural en el Perú es menor al 20%, un valor inferior a la de cobertura promedio alcanzada en otros países productores de este hidrocarburo en la región, como Argentina (65%), Colombia (65%) y Bolivia (41%). Por ello, Contugas, Quavii y Naturgy, responsables de la distribución de gas natural en las regiones, han presentado un conjunto de alternativas para promover la masificación.

Entre ellas, destaca la tarifa final nivelada en las concesiones de gas natural del país. Miguel Maal apunta que es una estrategia para acelerar la masificación. “Bajo este esquema tendríamos una tarifa única y competitiva de alcance nacional. Todos los hogares con acceso al servicio del gas natural en Perú tendrían la misma tarifa. Y los beneficios no serían solo para el sector residencial, sino también para las industrias y el comercio. Podemos promover industrias más allá de Lima y el Callao”.

El ejecutivo de Quavii asegura que esta sería la mejor manera de lograr la competitividad del gas natural a nivel nacional. Con su implementación, el impacto sería inmediato y generaría ahorros que podrían superar el 50% frente al sustituto. Para el caso de la tarifa residencial, se estima que la reducción alcance entre un 28% y 36%, en tanto, que el impacto para la tarifa industrial podría generar ahorros hasta del 56%, mientras que el ahorro en la tarifa comercial sería hasta de 62%.

Financiamiento de la propuesta Las alternativas para financiar esta propuesta son muchas. Miguel Maal explica que se podría usar el FISE, el fondo que el Gobierno destina para proyectos de compensación social y energética. “Este fondo recauda aproximadamente 180 millones de dólares al año. Según las cifras de Quantum, se requerirían unos 60 millones de dólares al año para implementar este sistema que tantos beneficios traería a la población y al país. También podríamos contemplar el uso del canon de las regiones dónde hay concesiones de gas natural. Existen los recursos para implementar esta estrategia”, detalla.

Quavii en Piura: un proyecto real para la descentralización

Quavii tiene dos concesiones de distribución de gas natural en la zona norte del Perú. Una de ellas, a través de la compañía Gases del Pacífico, atiende a Trujillo, Cajamarca, Huaraz, Chimbote, Chiclayo, Pacasmayo y Lambayeque. “A la fecha ya tenemos más de 100 mil clientes residenciales conectados, una cifra importante, con un impacto muy fuerte en la región dado que la mayoría de estas familias son población vulnerable”, apunta Maal. “También tenemos más de 40 industrias conectadas y diversos establecimientos comerciales que también aprovechan los beneficios del gas natural. También una estación de GNV, y pronto tendremos cuatro más”.

A finales del 2019, Quavii obtuvo la concesión para la región de Piura por 32 años. “Es una región que históricamente siempre ha tenido hidrocarburos, pero increíblemente no cuenta con gas natural para toda la región”, comenta Maal. Esta concesión comprende la construcción de un gasoducto de 250 kilómetros para llevar el gas natural de los yacimientos piuranos a las familias, así como las redes de distribución y las conexiones domiciliarias. “Vamos a unir la producción de los yacimientos de gas de la región con la demanda a unos precios muy competitivos”, puntualiza Maal, y enfatiza que con ello se incrementará la competitividad para la industria de toda la región, con ahorros en energía por más de US$ 41 millones. “Las tarifas que vamos a tener van a ser las más competitivas del país. Eso permitirá una industria mucho más competitiva y atraer nueva inversión en la región”.

En julio, Quavii reinició las labores previas a la construcción del gasoducto, proyectando la primera operación comercial para abril del 2021 en Piura, Talara y Sullana. “Y para el 2022 estaríamos llegando a Paita y Sechura. Atenderemos todo tipo de mercados, clientes residenciales, comerciales y centros industriales, entre los cuales están la Refinería de Talara, Cementos Pacasmayo y todo el sector agroindustrial”, proyecta Maal.

Sector pesquero

Quavii atiende al sector pesquero con gas natural licuado (GNL). La empresa apunta a cambiar la matriz energética de la industria pesquera en el norte del Perú. ¿Cuál ha sido el impacto del gas natural para esa industria? “Ya contamos con tres pesqueras. Afortunadamente se pudo reiniciar esta actividad a finales de mayo. Pudimos atender el 100 % de la demanda de estas industrias pesqueras durante la reciente temporada de pesca. Ellos están teniendo ahorros entre 30 % y 40 % con el gas natural. Para nosotros es un sector muy importante, de gran crecimiento donde no solo contribuimos con eficiencia en energía, también con el cuidado del medio ambiente al haber promovido la migración a una matriz energética a un combustible más limpio como es el gas natural”, explica Maal.

Energía para la industria

En el norte del Perú las necesidades de energía de las industrias son urgentes y, muchas veces, no son satisfechas en forma confiable. En el panel Retos y Oportunidades de la Región Norte, organizado por el Consejo Empresarial Colombiano, se comentó que, por ejemplo, en Paita hay un problema con la potencia del servicio para las industrias. Maal explicó que, generalmente, el primer uso del gas natural es para los procesos térmicos de la industria, pero también se puede utilizar para generar electricidad. “Con el gas natural a Piura se pueden implementar proyectos de autogeneración y cogeneración para atender un parque industrial o proyectos individuales independientes que cada industria. Nosotros ya prestamos este tipo de servicios en Colombia. Es totalmente factible con tarifas competitivas. Nosotros estamos dispuestos a acompañar a la industria para su abastecimiento de energía con base a gas natural”.

Las metas

El gerente general de Quavii recordó que ya tiene 100 mil clientes en la región norte, pero su meta a largo plazo es llegar al medio millón. “Y lo mismo en Piura. Tenemos un compromiso inicial de 64 mil, y queremos llegar a mucho más. Para eso se necesita una política que realmente incentive el gas natural. Que no sea solo una decisión del estado central, sino que también las autoridades locales nos acompañen”, enfatiza.

Las concesiones de gas natural, por la naturaleza de sus operaciones, tienen una amplia relación con las comunidades, por lo que el ejecutivo de Quavii resalta la importancia de que las autoridades locales comprendan el alcance de los proyectos y sus beneficios y acompañen, de manera articulada, su desarrollo.

Según el análisis de Quantum, las principales barreras para la masificación del gas natural están relacionadas a: (i) la falta de competitividad frente a otros combustibles sustitutos, (ii) la falta de infraestructura de transporte de gas natural y (iii) la necesidad de un esquema regulatorio armónico entre la actividad de distribución de gas natural y la comercialización del GNC y GNL.