Oro opera estable antes de la decisión del Banco Central Europeo sobre tasas

El precio al contado del oro ganaba un 0.1%, a US$ 1,426.76 la onza, lejos aún del máximo de la semana pasada de US$ 1,452.60.

El oro operaba estable el jueves, en una sesión cauta antes de una reunión del Banco Central Europeo (BCE) en la que podría aportar claridad a su postura sobre el alivio de la política monetaria, en medio de flojos datos económicos en la región.

A las 09:30 GMT, el oro al contado ganaba un 0.1%, a US$ 1,426.76 la onza, lejos aún del máximo de la semana pasada de US$ 1,452.60.

Los futuros del oro en Estados Unidos mejoraban un 0.2%, a US$ 1,427 la onza.

Los mercados cambiarios ven un 50% de probabilidades de que el BCE aplique un recorte de 10 puntos básicos a las tasas de interés el jueves, algo por debajo de las expectativas de la semana pasada, aunque algunos esperan que el presidente de la institución, Mario Draghi, abra la puerta a nuevas rebajas más adelante o a un mayor alivio cuantitativo.

El crecimiento empresarial en la zona euro fue mucho más débil de lo esperado este mes, dañado por la profundización de la contracción de las manufacturas e indicadores adelantados que sugieren que la situación empeorará el mes próximo, y no se espera que el BCE haga caso omiso a estas señales.

En Estados Unidos, los futuros siguen apuntando a un 100% de probabilidades de que la Reserva Federal rebaje las tasas en 25 puntos básicos la próxima semana. Las expectativas de un recorte de 50 puntos básicos se sitúa en el 18%.

El oro es muy sensible al alza de las tasas, que eleva el costo de oportunidad de tener lingotes, que no devengan intereses. También impulsan al dólar, moneda en la que está tasado el metal dorado.

En otros metales preciosos, la plata cedía un 0.3%, a US$ 16.54 la onza, aunque ha avanzado cerca de un 16% desde el mínimo de casi seis meses que tocó a fines de mayo, a US$ 14.25. El platino mejoraba un 0.8%, a US$ 882.30, y el paladio bajaba levemente a US$ 1,539.08.

Ver más: Gestión